Silverstein en Chile: Calurosas melodías.
20/12/2011
Julián Pacheco (266 artículos)
0 comentarios
Compartir

Silverstein en Chile: Calurosas melodías.


Segunda visita de los canadienses en tierras nacionales, luego de su debut hace casi 3 años en el Galpón Víctor Jara, con nuevas canciones y algunas sorpresas, Silverstein, encantó nuevamente a sus fans chilenos que llenaron y enardecieron el Rock & Guitarras.

La fiesta comenzó muy temprano a eso de las 5:30 de la tarde con Admira mi Desastre, quienes con un corto show prendían a los fanáticos que lentamente iban ingresando al local para estar lo más cercano posible al escenario. Finalizado el show dela banda nacional, llegaría el turno de una banda que sólo se reunía para la ocasión, A New Addiction se presentaba al público con un cálido recibimiento de la gente pero que al parecer no les importaba dicha “reunión”, aunque el grupo motivara a ratos con unos moshpits y aplausos entre canciones. Sin duda Rosewell es una de las agrupaciones más respetadas de la escena nacional, cuando salieron a escena y tocaron los primeros acordes, de inmediato hicieron cantar y saltar a los asistentes quienes ya eran unas 300 personas aproximadamente en el Rock&Guitarras.

Revenge of the Living Dead, quienes también se reunían solo para la ocasión, cerraba la “sesión” de bandas nacionales con sonidos distorsionados y con algunos moshpits pero que como es general en cuanto a bandas teloneras, no prenden demasiado a la gente  debido a la ansiedad de ver a la banda principal que en este caso es Silverstein.

Finalmente poco después de las 8 de la noche y con la misma banda afinando detalles en el escenario, sale al ruedo Shane Told y compañía, para abrir con “Your Sword Versus my Dagger”  lo que desata la euforia de los asistentes quienes a ratos hacían que su voz se escuchara más fuerte que la del propio Shane. Luego de interpretar “Sacrifice” y “The Artist” los canadienses se toman un pequeño receso, debido al calor insoportable en el lugar y con Shane interactuando con la gente mencionando que es genial volver a Sudamérica luego de 3 años y con Chile cerrando la gira, luego de esto da paso a “Smashed into Pieces” que sin duda, es uno de sus grandes clásicos y una de las más coreadas del show.

Silverstein  se notó feliz en el escenario derrochando energía y motivando a la gente a “moshear” en la canción “Ides of March” a lo cual los fans respondieron de inmediato. Una de las sorpresas fue que interpretarán “Red Light Pledge”, canción que en palabras de ellos, no interpretaban hace un tiempo pero que era el momento de volver a hacerlo, especialmente en Sudamérica lo cual sacó mayores aplausos y gritos por parte de los asistentes.

Posteriormente le siguieron otros clásicos como “Call it Karma” y “Smile in Your Sleep” ambas de su disco “Discovering the Waterfront” que también fueron parte de las canciones mas coreadas de la noche. Luego de los clásicos, llegaría el momento de Shane apoderándose del escenario tocando temas en su guitarra acústica con un sonido algo bajo pero que a nadie le importaba ya que principalmente aquí los fans fueron mayoritariamente protagonistas al cantar junto a Shane “Three Miles Down (cover de Saves the Day)”, “The Ballad of Wilhelm Fink (cover de green day)” y la emocionante “Givin Up” terminando así la intima sesión acústica de Shane y los fans. Nuevamente los miembros de la banda vuelven al escenario para tocar “Replace You” que entusiasmaba nuevamente a la gente aumentando el calor en el lugar para luego llegar al supuesto final del show con el mayor clásico de la banda “My Heroine” con la banda dejándolo todo en el escenario y sonando bastante bien dentro de toda su presentación.

Luego de unos minutos de descanso la banda vuelve al escenario para el encoré pero ahora con Josh al mando cantando un corto tema, “See Ya Bill”, que será parte de su nuevo álbum “Short Songs” sobre “la comida de bill” a lo cual saca risas de parte de la gente, luego de tocar la canción 3 veces (con moshpit incluido) vendría el final del show con “Bleeds no More” con una particular sorpresa, el productor del show comparte con la banda en el escenario cantando una parte para luego realizar un Stage Diving corto pero preciso culminando así una increíble noche repleta de clásicos con 1 hora y 15 minutos de show aproximadamente y con la banda más que satisfecha  por el recibimiento de los fans dejando bien en claro que Chile es como su casa en Sudamérica.

Facebook Twitter

Julián Pacheco

Julián Pacheco

Loading Facebook Comments ...

Comentarios

¡Sin comentarios aún! ¡Puedes ser el primero en comentar esta noticia!

Escribe un comentario

¡Tus datos están seguros! Tu correo electrónico no será publicado. Ninguno de tus datos se compartirán con terceros. Los campos marcados son obligatorios *