Todo lo que provenga de Dee Snider es entretención, y Twisted Sister no es la excepción. El Movistar Arena despertó cuando los nortemaericanos salieron a escena a prender la primera jornada con una muestra de excelente rock and roll de la vieja escuela.

Pero más allá del siempre notable setlist de los maquillados músicos, lo que todo el público esperaba se hizo realidad. El descontrol fue total cuando se entonó “We’re not gonna take it”, a lo que el público casi por inercia respondía al unísono “huevos con aceite”.

El detalle no pasó desapercibido por Snider. “Ustedes cantan unas palabras en español, pero a esa spalabras les falta algo… la banda”, y comenzó a cantar la versión chilensis, “Huevos con aceite”, una asombrosa muestra del buen sentido del humor que tiene la banda. “Huevos con aceite, motherfuckers…”,se repetía a sí mismo casi sin creerlo.

Además, entonaron clásicos de su repertorio que no podía faltar como “I wanna rock” y el cover de los Rolling Stones, “It’s only rock and roll and I like it”. Esta última tuvo toda la participación de todo el público presente que siguió cada orden del maestro de ceremonias.

Twisted Sister agradeció al resto de las bandas y al público presente. “Siempre comunicamos lo dedicados que son en Sudamérica, muchas gracias”.

Por: Ayskée M. Solís Herrera
Fotos: Julián Pacheco

Facebook Twitter